4 CLAVES PARA SABER SI ES TIEMPO DE CAMBIAR TUS EQUIPOS DE LAVANDERÍA

Pasa con las neveras de nuestras casas, pasa con las lavadoras, secadoras y rodillos de nuestra lavandería; sabemos que ya cumplieron su tiempo de máxima utilidad, pero tememos cambiarlos por los precios elevados o el desconocimiento de proveedores y marcas.

A continuación te presentamos 4 aspectos que debes evaluar para saber si los equipos están generando un costo extra que podría proyectarse para la compra de máquinas nuevas:

tiempos por ciclo de lavado

ICONO_1_Tiempos-por-ciclos-de-lavado

Este es uno de los factores más relevantes a la hora de considerar los costos que acarrea una lavandería, ya que dependiendo del número de ciclos que se puedan realizar al día, podemos definir realmente cuál es la productividad de nuestra lavandería

Si el tiempo del ciclo de lavado puede ser acortado con características especiales, tus lavadoras no tendrán que operar tantas horas al día. Por ejemplo, muchas de las máquinas de bajo precio usan válvulas de agua de 1/2 pulgada, si cada máquina funciona con 10 cargas por día, cambiarse a una lavadora con válvulas de agua de 3/4 de pulgada, podría ahorrar 30 minutos de tiempo de operación.

Las máquinas con precios más bajos generalmente tienen velocidades de extracción más bajas. Para obtener el costo de trabajo más bajo, deberías invertir en equipos con mayores velocidades de extracción para eliminar más agua y que la ropa se seque más rápido.

 

 

EQUIPOS A GAS VS. ELÉCTRICOS

ICONO_2_Equipos-a-gas-vs.-eléctricos- 

La cantidad de gas que se utiliza diariamente también representa un costo significativo durante el funcionamiento de la lavandería, costo que podría reducirse con máquinas de mayor fuerza G que disminuyan el tiempo de secado y por ende el gasto que correspondería a estos minutos de más.

Si tu lavandería aún maneja electricidad es tiempo de evaluar costos, ya que la diferencia se vuelve significativa a largo plazo.

TAMBIÉN PODRÍA INTERESARTE: CLASES DE EQUIPOS PARA LAVANDERÍA


 

compOnenteS y estructura

ICONO_3_Componentes-y-estructuras 

 El que exista una diferencia importante en el precio de dos lavadoras, tiene una razón. Una de las máquinas probablemente tiene componentes de mayor calidad o características adicionales. Por ejemplo, observar el peso total de la máquina te indicará generalmente si todas las piezas son de metal o de plástico y si los paneles son de acero inoxidable o pintados, con estos detalles se podrían proyectar costos adicionales a largo plazo especialmente después de que los productos químicos de lavado hayan entrado en contacto con la máquina.

Pequeñas diferencias como estas podrán ayudarte a estimar en un largo plazo la frecuencia y el costo del mantenimiento, e incluso la vida útil de tu equipo. Pregúntate cómo lucen las piezas de tus máquinas actuales y cada cuánto las debes arreglar y sabrás si es tiempo de hacer un cambio.


 

LA EXPERIENCIA PUEDE MARCAR LA DIFERENCIA

ICONO_4_La-experiencia-puede-marcar-la-diferencia

El rendimiento de sus máquinas y el acompañamiento de tu proveedor también son claves en este proceso de evaluación, pues temas como la trayectoria y el conocimiento que te puedan brindar harán la diferencia al momento de sacarle el mejor provecho y utilidad a tus equipos.

El servicio de calidad y oportuno, debe ser una constante para tus máquinas, así podrás asegurar que tus equipos tengan una vida útil más duradera. Cuando posees equipos de excelente calidad, trayectoria y con garantía, la inversión inicial se ve reflejada en años de buen servicio. 

 

 


Nuevo llamado a la acción